28 ene. 2010

BREVE ANALISIS ELECTORAL

UNA SERIE DE EVENTOS DESAFORTUNADOS
Para comprender los sucesos acontecidos en Chile en las últimas elecciones, considero importante considerar algunos factores que enumeraré aquí abajo, luego de la anómala experiencia que me significó trabajar en una franja, ver a los políticos de cerca, que hacen, como se mueven, quienes son y que buscan (cuando quieran conversamos y les cuento).
1 - Quién es tu candidato: Si bien repetidas veces escuché "No voto por la derecha ni cagando", "Voto por la concertación", "Piñera me da miedo", entre muchas otras frases, no se logró jamás la empatía de "Si, voto por Frei".
2 - MEO: Sin darse cuenta, el joven milagroso de ninguna tendencia en particular y que pone los temas sobre la mesa le costó 4 años de gobierno a la Izquierda. Tarde reaccionó y cuando lo hizo, sus fans lo reprobaron de corazón. Su discurso de novedad y gente nueva lo acopló Piñera, hecho fundamental en los resultados.
3 - Campaña indecisa: Si hubo algo que no se esperaba nadie es que la Concertación tuviese una franja débil e ideas tan pobres como la nariz con los dedos, la imagen pálida de una suerte de vampiro en camineros o la foto de Bachelet a lo lejos como una madre extraña. Si bien en la segunda vuelta superaron con creces la campaña contrincante, ya era tarde.
4 - Desesperación: Se huele desde lejos y a nadie le gusta. Escalona matoneando, en el debate Frei se despide de Arrate como "ministro", el mismo solicita unirse contra la derecha, toda la concertación persiguiendo la voluntad de Meo, la fallida renuncia de presidentes de partidos y el chaquetazo de Marco Enríquez. Sin duda, un factor crucial.
5 - Optimismo contra agresividad: La derecha administró todas las enseñanzas de los años de gobierno de la concertación para diseñar una campaña tan optimista que llegaba a levantar sospechas. Todo zen, aunque el tejado de vidrio se cayese a pedazos. Todos los tenían.
6 - Dos veces: Con una derecha de pocas individualidades, era fácil levantar un candidato que (al menos) no se estuviese repitiendo el plato. Estaríamos hablando de otra cosa con cualquier otro candidato de los "fuertes". Un misterio y un solo valiente: Frei, tirándose pese a que el sentido común dicta que uno no busca que alguien re-gobierne un país.
7 - Nadie sabe para quién trabaja: Piñera no tuvo en su coalición un gran aliado, por lo que su mejor compañero para ganar fue, sin duda, su oposición.

Consejos humildes: Que el Negro deje de figurar, no permitir a sus aliados tocar los derechos humanos, mantenerse lejos de la temida "privatización" de todo, acercarse a la ecología, lograr poner en cargos principales una gama variopinta de personajes sin abrir la puerta figuras históricas de la ex oposición, terminar el estudio de factibilidad del mapocho navegable y ojalá ejecutarlo, devolver a TVN su carácter de utilidad pública y social, invertir en regiones, mantener la calma ante las muchas protestas y paros que vendrán, legalizar los temas pendientes, controlar visiblemente el narcotráfico en sectores marginales. Finalmente, como gran consejo, cumplir una gran promesa inconclusa de la concertación, por ejemplo, EL TREN.